domingo, 20 de julio de 2008

Dadaísmo y Surrealismo

Antes de seguir mostrando a artistas del calibre de Dalí o de Miró, me pareció oportuno postear estos comentarios sobre dos movimientos sumamente importantes del siglo XX: el Dadaísmo y el Surrealismo.

Dadaismo
(1916-1924)
El Dadaismo o Dada es un movimiento cultural posterior a la Primera Guerra Mundial, que abarcó el arte visual como también la literatura (principalmente la poesía), el teatro y el diseño gráfico. El movimiento era, entre otras cosas, una protesta contra la barbarie de la Guerra y lo que los dadaístas creían era una rigidez intelectual opresiva tanto en el arte como en la sociedad de todos los días. Las obras de este movimiento se caracterizaban por una deliberada irracionalidad y el rechazo de los estándares del arte prevalecientes. Influenció movimientos posteriores incluyendo el Surrealismo.

Francis Picabia - Lo que se destaca en este artista es que tuvo la fortuna de poder vivir una época de muchas transformaciones en el arte, en la pintura especialmente. Tal es así que su obra va desde el impresionismo de fines del siglo XIX, pasa por el dadaismo, llega al surrealismo y al mismo tiempo, no tiene problema en regodearse entre el arte abstracto y la pintura realista tradicional. En sus obras vemos a veces a Picasso, otras a Dalí. Lamentablemente no pude encontrarlas en YouTube, pero yo he visto obras suyas en el Metropolitan Museum of Art de New York que parecen Picassos. Es famosa también su obra Dadaista de 1916 denominada "Periodicals 391" (que puede verse en este sitio: http://www.citrinitas.com/history_of_viscom/images/avantgarde/391.html).



Según sus propulsores, Dada no era arte, era anti-arte. A todo lo que el arte representaba, Dada habría de representar lo opuesto. Donde el arte estaba preocupado con los estétas, Dada los ignoraba. Si arte es dar al menos un mensaje implícito o latente, Dada se esfuerza por no tener significado alguno - la interpretación de Dada depende íntegramente del observador. Si arte es apelar a las sensibilidades, Dada ofende. Quizás es entonces irónico que Dada sea un movimiento influyente en el arte Moderno. Dada se convirtió en un comentario sobre el arte y el mundo, convirtiéndose a sí mismo de ese modo en arte.

Los artistas del movimiento Dada se habían desilusionado con el arte, la historia del arte y la historia en general. Muchos de ellos eran veteranos de la Primera Guerra Mundial y se habían vuelto cínicos con respecto a la humanidad luego de ver lo que los hombres eran capaces de hacerse los unos a los otros en los campos de batalla de Europa. De ese modo se vieron atraídos hacia una visión nihilista del mundo (ellos pensaban que nada de lo que la especie humana había logrado valía la pena, ni siquiera el arte), y crearon un arte en el cual la casualidad y el azar constituian la base de la creación. La base de Dada es el sinsentido. Con el orden del mundo destruido por la Primera Guerra Mundial, Dada fue una forma de expresar la confusión que mucha gente sentía en tanto su mundo estaba patas para arriba.

Principales exponentes:
• Hans Arp
• Marcel Duchamp
• Francis Picabia
• Hugo Ball
• Max Ernst
• Raoul Hausmann
• Man Ray
• John Heartfield
• Marcel Janco
• Kurt Schwitters
• Sophie Taeuber-Arp

De todos éstos me gustan especialmente Francis Picabia y Max Ernst. También Man Ray, aunque en menor medida.

Max Ernst - Ernst también fue típico exponente tanto del Dadaísmo como del Surrealismo.




Origen del nombre de dadá
Lo llamó así el escritor Tristan Tzara para significar el "balbuceo" del arte: atacó violentamente todo lo existente en el arte. Fue la primera palabra encontrada en el diccionario, y por ser lo primero que dice un niño, representa el empezar desde cero, rompiendo todos los esquemas propuestos, o seguidos con anterioridad.
El dadá fue un movimiento antiarte que surgió en Zúrich (Suiza) en 1916 iniciado por Tristan Tzara,que se caracterizó por sentimientos de protesta contra convenciones literarias, una actitud de burla total por las manifestaciones artisticas literarias, por gestos y manifestaciones provocadoras en las que los artistas pretendían destruir todas las convenciones con respecto al arte, creando una especie de anti-arte o rebelión contra el orden establecido en aquella época de comienzos y mediados del siglo XX, en los periodos de la primera y comienzos de la Segunda Guerra Mundial. Tuvo su área de influencia no sólo en el arte gráfico sino que también en la música; surge como consecuencia del quiebre de valores.


SURREALISMO

La actitud irracionalista del movimiento dadá derivó hacia un intento de mayor envergadura. André Breton aseguraba que la situación histórica de postguerra, exigía un arte nuevo que se esforzara por indagar en lo más profundo del ser humano. Bretón había contactado con las doctrinas de Freud, fundador del psicoanálisis, y entendió que la palabra escrita descurre tan de prisa como el pensamiento y que las ensoñaciones y asociaciones verbales automáticas podían ser métodos de creación artística.
El Surrealismo trata de plasmar el mundo de los sueños y de los fenómenos subconscientes. Este sector recóndito del ser humano se considera apto para el análisis artístico. Breton intenta descubrir las profundidades del espíritu. Así lo pone de relieve en su Primer Manifiesto del Surrealismo (1924): "Creo en el encuentro futuro de esos dos estados, en apariencia tan contradictorios, como son el sueño y la realidad, en una especie de realidad absoluta, de surrealidad". El Surrealismo no sólo afectó al mundo de la pintura, sino también al cine, la fotografía, el teatro, la poesía... . El resultado es un mundo aparentemente absurdo, alógico, en el que los fenómenos del subconsciente escapan al dominio de la razón.
Características generales:

• Animación de lo inanimado
• Metamorfosis
• Aislamiento de fragmentos anatómicos
• Máquinas fantásticas
• Elementos incongruentes
• Perspectivas vacías
• Evocación del caos
• El sexo y lo erótico se trata de modo lúbrico
• Autómatas
• Espasmos
• Líbido del inconsciente
• Relaciones entre desnudos y maquinaria

Dejo para otro post a las frutillitas del postre: Joan Miró y Salvador Dalí.

3 comentarios:

Hetitor dijo...

Muy completo el post, me gustò màs la 2da tanda de pinturas, que creo eran todas, de Ernst. Espero lo de Dalì.
Saludossss

Unknown dijo...

Esta chido

Unknown dijo...

Esta chido